Menú Cerrar

Hábitos financieros que cambiarán tu vida

Generalmente en estas fechas, hacemos balance de cómo nos ha ido el año. Nos proponemos eliminar ciertos hábitos y adoptar unos buenos que mejoren nuestra vida. Dejar el tabaco, hacer ejercicio, aprender idiomas, ahorrar…

Tu vida es la suma de tus hábitos, y los hábitos tienen el poder de mejorar tu vida. Alguna vez te has preguntado…. ¿Por qué no has logrado una estabilidad económica? ¿Por qué no mejoran tus finanzas? Son tus hábitos financieros los que determinan tu situación financiera actual.

Cualquier ámbito de nuestra vida mejora cuando nosotros mejoramos. En este artículo vamos a hablar de qué es un hábito y como implantarlo en tu vida. Especialmente hablaremos sobre los buenos hábitos financieros, que te ayudaran a conseguir estabilidad financiera, sanear tus finanzas y conseguir tus metas. Te guste o no todos necesitamos el dinero.

¿Qué es un hábito?

Según la Wikipedia, “se denomina hábito a cualquier conducta repetida regularmente, que requiere de un pequeño o de ningún raciocinio y que es aprendida, más que innata”.

Para mí, un hábito, es aquel comportamiento que me ayuda a cumplir un propósito o una meta. Las finanzas personales también se basan en hábitos. Por eso es tan importante, crear buenos hábitos financieros que nos ayuden a cumplir nuestros objetivos.

“Jamás cambiarás tu vida a menos que cambies algo que haces diariamente”. Jack Ma

¿Cómo implantar un hábito?

Se consigue implantar un hábito mediante la repetición de una acción. La siguiente pregunta es, ¿Durante cuánto tiempo? Depende, tanto del hábito a implantar como de la persona. Se han hecho diferentes estudios, como el de Phillippa Lally en el que estudiaron como 96 individuos instauraban diferentes hábitos. El rango de aplicación estaba entre 18 y 254 días, obteniendo de media 66. Pero ni son 66 días ni los tan oídos 21 días. Como he dicho antes depende tanto del hábito a implantar como de la persona.

Practica estos ejercicios a diario hasta que se conviertan en hábitos. La mejor forma de lograrlo es mediante la constancia y convicción que la acción que estamos intentando interiorizar será beneficiosa para nuestra vida. Mi consejo es que te vayas autoevaluando.

Pasos fundamentales para lograr un nuevo hábito

  1. Instala los hábitos de uno en uno. Cuando hayas conseguido tu meta pasa a la siguiente. Además puedes identificar un mal hábito y cambiarlo por uno bueno. Por ejemplo, No hacer ejercicio por hacer ejercicio.
  2. Establece una meta clara. No es lo mismo decir quiero hacer ejercicio, que quiero correr 15 minutos todos los días.
  3. Marca rutinas, siguiendo con el ejemplo anterior, levántate antes todos los días para salir a correr.
  4. Busca tus propias estrategias. No hay una forma específica para todas las personas. Las estrategias que funcionan para unos, pueden ser que no lo hagan para otros. Crea tus propios trucos mentales, que solo funcionen para ti. Por ejemplo, en el ámbito financiero, no gastar más de 15 € en una comida, o más de 30 € en ropa,….
  5. Autoevalúate y prémiate si vas consiguiendo tus objetivos. Lleva un control diario. Algunos hábitos los instalarás fácilmente y para otros quizás necesites más tiempo. Insiste hasta que se conviertan en algo espontáneo, como lavarse los dientes después de comer.

8 buenos hábitos financieros

Vamos a identificar 8 hábitos positivos que deberías incorporar a tu vida. Si lo consigues, aprenderás a gestionar tu dinero y como resultado mejorarás tu situación financiera. No tienes nada que perder y mucho que ganar.

  1. Adquirir educación financiera. Establece el hábito de leer sobre finanzas. Todos los días lee o escucha algo sobre finanzas personales. Por ejemplo: un audiolibro mientras estás haciendo las tareas de la casa o practicas deporte. También puedes leer libros, blog sobre finanzas,… asistir a cursos, seminarios,… Adquirir estos conocimientos te permitirá tomar mejores decisiones. Debes aprender las reglas, conocer la terminología… no puedes meterte en el mundo de las inversiones a ciegas. Necesitas educación financiera. Yo personalmente, me he propuesto leer un libro cada semana. Me ha gustado la idea y el resultado del reto de Antonio Rico y aunque no se si leeré los mismos libros me lo apunto.
  2. Elabora un presupuesto para 2.019. Si queremos tener unas finanzas saneadas es obligatorio tener un presupuesto. Solemos gastar en función de lo que ganamos. En este artículo te explico cómo hacerlo y puedes descargarte una plantilla para realizar tu propio presupuesto. Importante revisar cada mes si estamos en el objetivo o no.
  3. Control del gasto. Identifica el punto de partida. Haz un análisis completo de tu estado económico. Importante llevar un registro de gastos e ingresos. Si no sabes cuánto gastas como pretendes cambiarlo. Aquí os dejo herramientas para hacerlo. Analiza tus compras, gastos hormiga, compras por impulso…De nada te vale no tomarte ese café a diario en la oficina porque te supone 30 € al mes, si sales hoy y cómo estás enfadad@ con la vida te gastas 300 € en un teléfono.
  4. Ten un plan y establece metas financieras para lograrlo. Vive tu vida con un propósito. Seguramente si le preguntas a alguien como se ve dentro de 5 años no sepa qué contestarte. Es importante que tengas un plan financiero. De esta forma estarás preparado ante una emergencia, la educación de tus hijos, tu retiro… Para que sea más fácil, divide metas grandes en pequeñas, motívate y sigue avanzando. Por ejemplo, si quieres ahorrar para comprar un coche y necesitas 6.000 € para la entrada, establece por ejemplo, ahorrar 500 €/mes, al cabo del año tendrás tu dinero.
  5. Elimina la deuda mala. Fija un plan para deshacerte de tus deudas y evita contraer nuevas. Intenta alejarte de las deudas, ya que éstas tienen un efecto psicológico no solo para tu bolsillo, sino también para tu salud. Siempre que tengas un ingreso extra prioriza el pago de tus obligaciones, así ahorrarás dinero e intereses.
  6. Ahorrar. Este hábito no podía faltar. Además ahorrar con un objetivo: acabar con tus deudas, crearte tu fondo de emergencia, y después conseguir un capital inicial para comenzar a invertir. Mentalízate y visualiza hasta dónde quieres llegar. Debes adquirir el hábito de ahorrar todos los meses. Para ello puedes utilizar diferentes trucos, el principal es págate a ti primero y vive con el resto del sueldo. “Dinero ahorrado dos veces ganado” Refrán.
  7. Invertir. Analiza en qué quieres invertir y adquiere los conocimientos necesarios sobre el producto, aspectos fundamentales como plazo, rendimiento esperado, riesgo,… Pon el dinero a trabajar para ti y que genere más dinero (utiliza el interés compuesto). Son varias las formas en que puedes invertir tu dinero, iniciar un negocio en internet, comprar una franquicia, invertir en el mercado de valores, fondos de inversión, fondos indexados
  8. Querer ser libre financieramente. En realidad puede que no sea un hábito. O sí, porque necesitas recordártelo todos los días hasta que para ti, ir siempre hacia tu objetivo, sea lo natural. Tener determinación te dará la fortaleza para seguir adelante cuando aparezcan los problemas. Los que logran enriquecerse tienen muy claro su objetivo. Trazan su plan, lo adaptan según las necesidades y no cesan en su empeño. Intenta buscar otras fuentes de ingreso.

CONCLUSIONES

Te invito a poner en práctica estos hábitos para mejorar tus finanzas personales. Recuerda que mantener el control de tus finanzas te generará tranquilidad y bienestar para concentrarte en lo realmente importante.

Si realmente quieres seguridad financiera de por vida debes cambiar tus hábitos financieros y ello requiere tiempo y disciplina.

Por último, espero que este artículo te haya resultado interesante y útil. Si te ha gustado este artículo te invito a compartirlo con tus amigos para ayudarlos también a mejorar su vida financiera 🙂

“Tanto si crees que puedes lograrlo como si no lo crees… Tienes razón”. Henry Ford.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: